Polímeros

Polímeros

La piedra caliza, la dolomía y la arcilla se emplean como relleno en numerosos polímeros tales como plásticos, cauchos, pinturas, adhesivos y refuerzos de moqueta. En muchas de sus aplicaciones es preciso un estricto control de las propiedades químicas y de los tamaños de partícula. Todos los productos que proporcionamos para este sector cumplen los más altos estándares exigidos. Además, ofrecemos soluciones personalizadas en lo que se refiere a la gama de distribución de tamaños de partícula y límites de corte.

Los polímeros son un grupo amplio de materiales naturales y sintéticos. Los productos de piedra caliza se emplean a modo de relleno para realzar las propiedades inherentes de dichos materiales, y proporcionan otras muchas ventajas.

Rellenos funcionales para plásticos

La piedra caliza se utiliza como relleno funcional en la producción de piezas moldeadas y extruidas, incluidas tuberías de plástico, cuadros eléctricos, cables y alambres, películas calandradas, muebles de plástico, vallas de construcción, revestimientos de vinilo y suelos de azulejos. También se utiliza como relleno de resinas utilizadas para elaborar productos de fibra de vidrio pulverizada (p. ej., bañeras y duchas) y productos encapsulados en resina (p. ej., mármol cultivado). El relleno de piedra caliza es una alternativa a los materiales plásticos basados en petróleo crudo, que resultan mucho más costosos.

Las propiedades químicas y tamaños de partículas de nuestros productos se controlan cuidadosamente a fin de evitar variaciones de viscosidad y fluidez. También reducen o eliminan el desgaste y la abrasión de los equipos de extrusión. Tiene a su disposición una serie de mezclas a medida que permiten optimizar las propiedades deseadas, tales como la compactación de partículas, la ruptura modular, la rigidez y la opacidad, así como la resistencia a la tensión o a la compresión.

Proceso de transformación del caucho

La piedra caliza rellena y extiende los compuestos y moldes de caucho. Los productos se seleccionan por sus propiedades químicas (alto contenido en CaCO3 y bajo contenido en sílice y azufre), por sus propiedades físicas únicas (bajo índice de absorción oleosa) y por su proceso de fabricación estrictamente controlado (tamaños máximos de partícula definidos y tamaños medios de partícula constantes).

Desecantes para procesos de extrusión

Durante el proceso de extrusión a altas temperaturas, pequeñas cantidades de una cal viva especial actúan como un eficaz captador de la humedad en gránulos de plástico. 

Pintura

La piedra caliza se utiliza como relleno y extensor de pigmentos en las fórmulas de pintura plástica. Un control estricto de los tamaños de partícula resulta fundamental.

Adhesivos, masillas y sellantes

Son muchos los productos —incluidos los adhesivos basados en látex (caucho butílico y butadieno) ,compuestos de sellado, adhesivos de construcción y masillas para madera— que utilizan la piedra caliza como relleno. Una composición química alta en calcio resulta muy importante para reducir los efectos viscosos del magnesio, y para combatir el desgaste y las carencias en cuanto a capacidad de unión de la sílice.

Fabricación de moquetas y alfombras

Utilizada como relleno, la piedra caliza mejora la rigidez, el peso y la maleabilidad de las moquetas con refuerzo de látex. Además, mejora la estabilidad del compuesto durante el proceso de fabricación. Las características superficiales de las partículas son importantes para una correcta unión con el medio de látex, de forma que no se produzca desprendimiento o laminación tras la instalación.